26.3.11

Pensamientos de añoranza en Laventie

David de la Mano



Me he preguntado a veces si la guerra
ha parido más muertos o más libros.

Y en el caso improbable de ser más
los libros que los cuerpos –supongamos–,
¿qué significarían estas obras?

Pongamos, por ejemplo, este poema:
‘Home Thoughts in Laventie’.
Lo escribió el inglés E. W. Tennant
(conocido por todos como Bim)
poco antes de morir en la Gran Guerra:

Edward ha descubierto con asombro
un pedazo de tierra entre unas ruinas

donde la hierba crece, donde hay flores.
Él y el puñado de almas infelices
que todavía aguantan se detienen,
dejan sus bayonetas,
observan cómo escalan los jazmines
hacia el cielo sangrante de la tarde,
y olvidan un instante su terror
entre el breve amarillo de narcisos
y el dulce baile ambiguo de laureles.
Llega la primavera y ya se acerca
el momento ideal para morir.


Tennant escribiría aquel poema
porque en un mundo triste vio que había
la tregua de un instante sin escarnio.
Sí, también del amor nacen los libros;
entre ruinas humanas; entre el óxido
de todas mis mentiras y temores
tú me ofreciste un día de belleza.

Y yo no puedo más que repetir
lo que el joven soldado hizo después
de aquel breve silencio del dolor.
Busco un sitio apartado
y escribo esto que lees:
sencillo testamento de mi dicha.

Ben Clark

Poema publicado en la
sección
UNI-VERSOS
del
ABC Cultural
(coordinado por Amalia Iglesias)

sábado 26 de marzo de 2011


Ilustración en el blog:
David de la Mano
daviddelam.blogspot.com


El poema de E. W. Tennant al que se
hace referencia está publicado en
Tengo una cita con la Muerte
Ediciones Linteo 2011

No comments: